Lismar Marcano lleva mensaje a los niños en sus libros

La escritora venezolana busca fomentar el amor de familia en sus textos

Si de algo está segura Lismar Marcano, escritora infantil venezolana, es que sus libros siempre dejan un mensaje claro para los niños y su familia.

Marcano, quien es oriunda de la ciudad de Maturín, capital de Monagas, estado ubicado en el oriente de Venezuela,  es la autora de los conocidos cuentos infantiles “Teresa La Vaca Coqueta” (2017), “La bicicleta de Teresa” (2018), “Lo que hay en mi cabeza” (2019), “Mis Lugares Favoritos” (2020), “Mi Navidad” (2020) y “My Christmas” (2020).

Esta escritora, quien actualmente reside en Estados Unidos, además ha sido galardonada como Escritora de Cuentos y Teatro Infantil Revelación del Año en el 2018 y como Escritora Venezolana de Gran Proyección Internacional en el 2019, premios que otorga la Fundación Mara de Oro.

Durante estos dos últimos años, Marcano ha estado desarrollando actividades para promover la lectura en español en algunos colegios. Hace 6 años fundó  en Venezuela  “Te Leo Un Cuento”, un espacio para fomentar la lectura en los niños. Esta iniciativa se convirtió en  2017 en una editorial de libros infantiles.

Desde Miami, Estados Unidos, continúa escribiendo muchas historias para la editorial Books and Play  y entre sus actividades realiza cuentacuentos, tardes de cuentos y arte en espacios públicos y privados.

- ¿Cuál es la esencia de tus libros?

Sin duda llevan consigo mi humor característico.  Además promueven la unión familiar y la importancia de los valores. Asumí como reto llevar este mensaje en cada una de mis publicaciones y lo estoy logrando. He trabajado de la mano de ilustradoras venezolanas, argentinas y españolas, quienes también me han ayudado a que mis libros tengan personalidad.

- ¿Consideras que el boom tecnológico aleja a los niños de la lectura?

No es un secreto que la tecnología ha distraído a los niños. Sin embargo, escribo para cautivar a los niños y he logrado el objetivo cuando veo que se mantienen atentos y cautivados con mis historias. Un libro debe tocarse, sentirse, ser manipulado; solo así se puede lograr incentivarlos y cultivar el amor por la lectura.

- ¿De qué manera contribuyes al desarrollo de tu país?

Aunque no viva en Venezuela sigo brindando apoyo a mis hermanos venezolanos. Hace varios meses decidí donar  libros a fundaciones para que los niños de bajos recursos puedan tener acceso a ellos. También he realizado lecturas guiadas, a través de plataformas digitales  para el público infantil venezolano.

- ¿Por qué escribes para niños?

Es mi sueño y mi pasión, amo lo que hago. Escribir para niños requiere de mucho tacto porque no te puedes sentar y escribir una historia y publicarla.  Es una obligación revisar muy bien todo el material,  sobre todo el tema y el enfoque que le des.

- ¿Cómo define su estilo como escritora infantil?

Mi forma de escribir siempre tiene humor, mis personajes son muy originales, yo trato de escribir para que no sea necesario, por ejemplo, describir al personaje, sino que el niño lo descifre a través de sus diálogos y comportamientos. Me gusta mucho en mis cuentos ponerle un toque teatral, generalmente verán muchos personajes en mis cuentos.

- ¿Qué busca con sus libros?

Fomentar la lectura desde temprana edad, que se inicie en casa, que los niños lean en los colegios más allá de una tarea escolar. Además, busco que la lectura se haga un hábito y que la vean como un juego divertido. La mayoría de mis libros son para niños que se inician en la lectura entre los 4 y 8 años.

- ¿Qué consideras que te falta hacer?

Poder donar más libros a los niños de Venezuela.  Ahora, como miembro de la Fundación Mara de Oro,  pienso donarlos a muchas fundaciones infantiles. Seguir dando mi aporte a la educación de mi país es uno de mis anhelos y pienso materializarlo. Mi sueño en Estados Unidos  es abrir una librería infantil, un espacio para la lectura y el contacto con los libros.

- ¿En lo que va de 2021 qué libros escribiste?

“La Primavera de Leah” y “La alocada sorpresa para Agustina”, dos obras que me tienen muy cautivada y que junto a la Fundación literaria Cuatro Gatos y Cinco Books presentaremos en el mes de octubre.

En este año  trabajé como editora para Books and play con los libros Y la tierra sonríe y Los cuentos de Fabián. Además, edité El grooming un enemigo invisible, obra maestra de una sexóloga. Yo no me detengo y sigo haciendo cuentacuentos para el público hispano y norteamericano. En Estados Unidos pertenezco a dos fundaciones, ellas son Mi libro hispano y The International Society of Latino Authors.